22/11/14

Palabras: 'Ciudades de papel' de John Green


¿Quién debería estar estudiando para los parciales de la otra semana, pero en vez de eso está escribiendo esta reseña?
Hoy les traigo esta reseña especial que había estado preparando desde que había terminado la lectura conjunta de #CiudadesDePapelLC y en la cual muchos de ustedes me estuvieron acompañando.
Mil gracias a todos, aprovecho para agradecer a Dream Memories también por su colaboración especial.
Ahora sí empecemos con la "rajamenta" de 'Ciudades de papel' del aclamado John Green.

Ficha Técnica

Título: Ciudades de papel
Autor: John Green
Género: Juvenil, amor, misterio
Editorial: Penguim Random House
Páginas: 364 páginas
ISBN: 978-0-525-47818-8
Sinopsis: Cuando Margo Roth Spiegelman le pide a Quentin Jacobsen que la acompañe en el medio de la noche―vestida como una ninja y tramando una ingeniosa campaña de venganza―él la sigue. Margo siempre ha planeado extravagancias y, hasta ahora, lo ha hecho sola. Después de una vida de amar a Margo desde la distancia, las cosas por fin empiezan a cambiar para Q... hasta que rompe el día y ella se ha desvanecido. Siempre un enigma, Margo acaba de convertirse en un misterio. Pero hay pistas. Y son para Q.

Opinión Personal

Aparqué delante de un parquímetro y miré a Margo. La pillé mirando fijamente al frente con ojos inexpresivos, pero no miraba el Espárrago, sino más allá. Por primera vez pensé que quizá algo iba mal, no del tipo <<mi novio es un imbécil>>, sino algo malo de verdad. Y yo debería haber dicho algo. Por supuesto. Debería haber dicho un millón de cosas. Pero me limité a decir:
-¿Puedo preguntarte por qué me has traído al Espárrago?
Primero, tengo que agradecer a Me gusta leer Colombia por el envío del ejemplar. Ha sido un completo acierto por su parte y un detalle muy especial por tenerme en cuenta para la colaboración.

'Ciudades de papel' es un libro que me sorprendió gratamente. Fue mi segundo intento con John Green y me alegra decir que darle una segunda oportunidad, después de la ligera decepción que tuve con 'Bajo la misma estrella', fue una completa fortuna y una experiencia que realmente disfruté. Ahora la parte loca (y por la que todo el mundo me va a crucificar) es que aunque 'Bajo la misma estrella' es en teoría su mejor obra, yo prefiero 1,000 veces 'Ciudades de papel'.

Empecemos con lo positivo:
- Personajes: son interesantes, tangibles y carismáticos. Cada uno de ellos tienen personalidad propia que hacen de la lectura, y sus diálogos, algo agradable. Aunque no hay ninguno que particularmente se destaque por algo, todos en conjunto hacen una mezcla de singularidades difícil de ignorar. Radar con sus complejos por "Papá Noel", Lacey por su culpa, Ben por su chavacanería, Quentin por su profundidad y, claro, Margo por su excentricidad. Todos son como un foco al cual no puedes evitar sentirte atraído.
- Margo: te provoca emociones encontradas en menos de 50 páginas. Margo es un personaje lleno de facetas que producen diferentes emociones en el transcurso de la lectura: empiezas con admiración y empatía, luego pasas al hastío e incluso el desprecio, y al final no sabes qué pensar de ella. Todo depende de tu propia perspectiva del mundo y del libro; muchos terminaron odiándola, por mi parte terminé tomándole cariño porque consideró que su particular "valentía" es algo de admirar. Pocos como ella son capaces de dejar todo atrás para armar su propio concepto de vivir.
- Historia: interesante y divertida. La verdad es que al principio entré con algo de temor a esta historia, pero cuando le di la oportunidad me vi completamente sumergida en la urgente búsqueda por Margo. Todo se torna mucho más intenso cuando una pregunta crucial empieza a asomarse entre líneas: ¿Y si Margo está muerta?
- Narrativa: más limpia y directa. El problema que tengo con John Green es que siento que abusa de las descripciones y las metáforas. En esta ocasión, comparado con el anterior libro que leí de su autoría, la cosa se pone un poco más "ligera". Y es que abusar de estos recursos para mí es un truco barato que me alegra no haber encontrado aquí.
- Edición y portada: impecable. Random es una editorial que se caracteriza por la pulcritud de sus libros, nunca he tenido alguna queja sobre ello. Las portadas, tanto la amarilla como la azul, me fascinan. Siguen una línea muy clara para los libros del autor y creo que por eso la edición amarilla es más aceptada que la azul. Para mí ambas son preciosas.
- Final: real. Me habría enojado mucho si el final hubiese sido rosa, con unicornios y arco iris. La vida real no es así y por eso, aunque a muchos no les gustó, el final de este libro me parece perfecto para el tono en que está escrita la historia. Creo que los personajes muestran una clara evolución y la situación termina como debe terminar: es un final triste y feliz dependiendo de la perspectiva con la que el lector lo vea.

Sigamos con lo no tan brillante:
- Ben: insoportable y clichesudo. Ben me hizo dura la lectura. Siento que es el típico personaje que cumple con el papel del amigo del protagonista, el payaso que tiene completamente elaborados sus diálogos y sus partes en la historia porque ese es su único "aporte" en la misma. ¡No hay nada diferente! ¿acaso soy la única que notó que todos los protagonistas tienen una amigo payaso, fiestero, rico o inmaduro para poner la "cuota" de comedia al drama? me hartan estos clichés.
- Extensión: demasiadas páginas para lo poco que sucede. Tengo que ser sincera; aunque en todo el libro se siente una necesidad de urgencia, después del nudo parece que el autor le diera vueltas y más vueltas a lo mismo. Sé que se trata de desenrollar pistas y más pistas, pero si me pongo en la tarea de analizar, la mitad de las pistas no llevan a ningún lado y siguen apareciendo sin cesar. Se hubiera ahorrado 50 páginas que no aportaron más que cháchara a la historia.
- Margo: puede pasar de interesante a irritante. Lo sé, es irónico que esté en este apartado también siendo que la mencioné como una de las cosas positivas del libro. Si soy honesta, la razón por la que Margo me agradó es porque me puedo sentir en cierta forma identificada con ella y su historia. Pude entenderla, pero para otros lectores Margo puede pasar de ser un enigma, a una mocosa malcriada que realmente no revela mucho y no permite al lector generar algún lazo por ella. Es un personaje controversial y difícil que para algunos puede resulta pesado y poco interesante.
En conclusión, 'Ciudades de papel' es un libro entretenido, interesante pero sobre todo, es un libro envolvente. Margo es un personaje misterioso, Quentin es un protagonista que reparte el peso de su rol con sus compañeros de aventura, y en general se vive una historia lo suficientemente divertida y profunda para ser recomendable, pero que peca en algunos tópicos típicos que le impiden la excelencia. 'Ciudades de papel' no invita a romper las reglas, invita a crear las tuyas propias.
¿Qué fue lo que más me gustó? el final. Para mí fue completamente acertado.
¿Vale la pena leerlo? definitivamente. El mensaje final lo vale por completo.
¿Te gustará? es difícil afirmarlo. Si eres un fan de John Green definitivamente te gustará porque es muy de su estilo.
MUY RECOMENDABLE
Y con esto me despido. Ahora me atrevo a decir que aunque John Green no sigue siendo un autor de mi preferencia, definitivamente seguiré leyendo sus obras.

¿Y cuál es su opinión? ¿Les interesa? espero que se animen a leerlo y a compartirme su opinión.
Tschüss!

19/11/14

Ganador concurso 'Escribe y vive'

Muchas gracias a todos aquellos que participaron. La verdad estaba un poco nerviosa porque pensé que era muy poco el tiempo para participar y que tal vez no se anotarían, pero resultó que fue todo un éxito. Enormes agradecimientos a la editorial E-ditorial 531 por ceder este precioso premio. No se despeguen porque la editorial traerá pronto más sorpresas, novedades y eventos.


Les dejo el vídeo con el ganador. Espero que se apunten al taller 'el cajón de cuentos'. Es una maravillosa oportunidad para interactuar con el reconocido escrito, Alvaro Vanegas, además de desarrollar todas tus habilidades como escritor.


Un beso gigante y nos estaremos leyendo muy propio.

15/11/14

Cocinando con Kyoko: Galletas de figuritas

Por fin les traigo una nueva edición de 'Cocinando con Kyoko'. Siglos llevaba preparándola pero nada que me decidía a subirla (con decirles que las fotos las tomé desde agosto).

El día de hoy les traigo la receta para hacer galletas de figuritas. Es la receta más básica y fácil de todas, pero no saben lo satisfactorio que es cuando alguien más las come y puedes decir con orgullo que fueron hechas por ti. Espero les guste.

Vamos a empezar con una simple masa "1, 2, 3". Esta masa sirve para tartas, tartaletas y para otros usos pasteleros, también es perfecta para las galletas de mantequilla básicas que son las que vamos a hacer hoy. Se llama "1, 2, 3" porque tiene " x1 de azúcar", "x2 de mantequilla", "x3 de harina".
Ahora que les muestre el resto de los ingredientes verán que hay otras cosillas que necesitamos, pero la base es la que les acabo de mencionar. ¡Vamos manos a la obra!

Ingredientes para masa de galletas
- 100 gr de azúcar
- 200 gr de mantequilla sin sal y al clima
- 300 gr de harina
- 1 huevo (no debe estar en la nevera antes de usarse)
- 8 goticas de esencia de vainilla

Utensilios
- 1 recipiente hondo
- Rodillo
- Papel plástico transparente
- Batidora
- Cortadores de figuritas
- Horno (no microondas)
- Bandeja para horno

Procedimiento
1- En un recipiente mezcla la mantequilla con el azúcar hasta que se forme una crema suave y los dos elementos estén bien mezclados, luego agrega el huevo y las goticas de vainilla y bate hasta que quede la mezcla unificada. 
2- Agrega la harina poco a poco (ojo porque si la tiras toda de una te vas a bañar en harina) hasta que quede una mezcla compacta. Eventualmente tendrás que amasarla con tus manos, si no se te pega y toda se ve del mismo color, ya tienes tu masa lista. 
3- Es hora de dejarla reposar un poco. Envuelve la masa en el papel plástico transparente, ponla en el recipiente hondo y llévala a la nevera por lo menos 15 min. Cuando la saques debe estar fría y durita. Yo a veces la meto a la congeladora por 8 min y me basta con eso. 
4- Pon el horno a 170° C. 
5- Pon un poco de harina en la mesa de trabajo donde vayas a amasar la masa con el rodillo. Unta el rodillo también con harina. Todo esto es para que no se pegue la masa ni al rodillo, ni a la mesa; si ves que se pega, la harina es la solución. 
6- Extiende la masa y aplánala con el rodillo. El grosor puedes dejarlo a tu gusto, pero recuerda que esta masa no infla mucho, así que tal como la dejes de gruesa es como quedará al final cuando esté cocinada. Con los cortadores corta las figuritas y ponlas en una bandeja. 
7- Cuando hayas llenado la bandeja con tus figuritas, mételas al horno y vigílalas. Más o menos en 8 minutos estarán, pero eso depende de tu horno por eso no te debes confiar.
8- Cuando veas que están doraditas (ojo, no bronceadas), tus galletas ya están listas. Sácalas y déjalas enfriar en otra bandeja fría.
9- Fertig! tus galletas están listas. Puedes consumirlas así o puedes decorarlas. Si deseas decorarlas sigue leyendo, si no, pasa del siguiente segmento y disfrútalas.




Ingredientes para la decoración
- Chocolate con leche
- Confites de colores

Utensilios
- Horno microondas
- Pocillo o taza de porcelana que resista usarse en microondas
- Mini manga pastelera o una bolsita transparente limpia




Procedimiento

1- En el pocillo que vayas a meter al microondas, pon el chocolate cortado en cuadritos y ponlo en el microondas a máxima potencia durante 10 segundos.
2- Tienes que vigilarlo. Sácalo, revuelve y si ves que aún no está derretido, ponlo otros 10 segundos y repite el proceso las veces que sea necesario hasta que esté líquido. TEN CUIDADO. No lo vayas a quemar.
3- Yo decoré las galletas de dos formas. Sumergí por un lado la galleta y le esparcí confites de colores encima. Cuando lo hagas, pon la galleta en una superficie donde pueda escurrir el chocolate sobrante que resbala de la galleta (una rejilla por ejemplo).
4- Si lo haces de la otra forma solo debes tomar una mini manga pastelera o una bolsita transparente, poner el chocolate derretido adentro, cortar la puntica de la bolsita y hacer presión con ella mientras haces forma de zig-zag encima de la galleta.
5- En ambas opciones debes dejar secar el chocolate para que endurezca nuevamente.
6- ¡Y ya está! tus galletas de mantequilla con chocolate.



Ahora vienen los tips:
- No es necesario tener batidora. De hecho batir esta masa a mano es más recomendable pero un poco más engorroso.
- Si no tienes cortadores no importa. Puedes usar un cuchillo sin filo para cortar la masa como tu desees.
- Esta masa es la más fácil de hacer pero puede ser algo desabrida. Si quieres que sea un poco más dulce, puedes ponerle 50gr más de azúcar. Yo la hice desabrida porque el chocolate de la decoración repone el dulce que le falta a la masa.
- Procura no usar margarina. Le cambia mucho el sabor.
- Si las quieres de chocolate, reemplaza el 15% de la harina por cocoa en polvo.
- La masa no debe pegarse a tus dedos, si ves que está muy líquida puedes agregar más harina. Si por el contrario ves que está arenosa, agrega huevo y un poco más de mantequilla. Debe ser firme, no pegajosa y suave.

Y eso es todo, espero que lo intenten y me cuenten cómo les quedan. En mi casa son toda una sensación.
Besos sonoros.
 
Images by Freepik